Página 2 de 2 PrimeroPrimero 12
Mostrando Resultados 11 a 15 de 15

Tema: libro

  1. #11
    Avatar de a123
    Fecha de Ingreso
    13 Sep 2008
    Ubicación
    España La Rioja,Logroño
    Posts
    430

    Por Defecto

    Lo podrías publicar,me esta gustando.Haber si lo escribes y lo publicas seguro que vendes muchos libros.
    FAN NUMERO 1 DE HIJO DEL TRUENO
    FAN NUMERO 2 DE FOLDEN
    FAN NUMERO 3 DE WEYCHAFE
    FAN NUMERO 4 DE FLACUCHI


    THE LEYEND

  2. #12

    Por Defecto

    disculpen la demora...

    CAPITULO ONCE:
    Decidí buscar primero a Augusto para disculparme por lo que había hecho, empecé buscándolo por el campamento militar instalado en las afueras de la ciudad, allí no estaba, por lo que decidí buscarlo en la taberna de la aldea, allí estaba una gran cantidad de soldados pero no lo encontré tampoco en ese lugar, me senté en un banco de la plaza principal, y de reojo pude verlo en el pequeño parque de una casa, por lo que pude visualizar en el parque había una fuente marrón de esas rectangulares contra la pared que lanzaban el agua en cascada, el pasto estaba cortado prolijamente y en vez de rejas tenia arbustos altos, cortados prolijamente en una forma rectangular, él se encontraba meditando sobre el único rectángulo de suelo de piedra del parque, con los ojos cerrados, se encontraba en una pose con piernas cruzadas y manos puestas de una forma que miraban el sol pero sin levantar los brazos, decidí no interrumpir, pero cuando me levante pude ver que este abrió sus ojos de golpe y giro la cabeza hacia mi mirándome con una mirada fija y tajante, me intimide un poco y gire la cabeza fingiendo no haberlo visto, mirándolo de reojo vi que este se levantó del suelo y entro a su casa, no quería ir pero no tenía otra oportunidad, ya que el sencillamente se podría ir y perdería la oportunidad de disculparme. empecé a caminar en dirección a la casa, cuando llegue a la puerta golpeé esta tres veces y luego de unos segundos la puerta fue abierta por Augusto, que vestía con una túnica estilo germana color marrón, al parecer estaba con cara relajada y no con cara de furia, pensé que sería mejor para mí. Cuando me vio dijo con una pequeña sonrisa:
    -pasa Trent, pasa, -cuando pase me ofreció sentarme en uno de los sillones rojos que rodeaban una mesa de madera cuidada a tal punto que brillaba-.
    Apenas me senté dije:
    -Augusto quería disculparme por mi incorrecto acto, no sé si me disculparas pero me sentiría mejor solo con decírtelo.
    -eh, ¿¡disculparte de que!?
    -disculparme por haberte tirado arena en la cara, aunque creo que sabes que fue solo porque me puse digamos… calentito por no decir enojado y celoso de que me derrotaras tan fácilmente.
    -ah eso, si ya me acuerdo, no hay problema amigo, de todos modos en la guerra se necesita dejar con desventaja al enemigo ¿no?
    -bueno… creo que si ¿pero no estas enojado? Ya que creo que lo que hice estuvo mal.
    -je je je, pequeño aun tienes mucho que aprender, aparte si estuviese enojado creo que ya te abría destrozado la cara a golpes, pero ¿tú me vez enojado?, aparte solo estaría enojado si tu hubieses echo algo peor que eso, por ejempló… bueno no se me ocurre nada en este momento, pero si te interesa yo soy una persona muy tranquila como para ponerme mal por tonterías como esta.
    -bueno, creo que me equivoque al creer que eres una persona mala, fácil de enojar, o bueno mejor dejémoslo así, el punto es que la verdad creí que eras muy diferente.
    -no hay problema, aparte solo la gente que no me conoce piensa cosas así.
    -bueno Augusto fue un placer hablar contigo, pero no te quiero quitar más tiempo.
    Cuando me levante este me tomo por el brazo y dijo:
    -a por cierto el hombre que te entreno antes quiere verte.
    -ah sí, como se llama.
    -no lo sé, creo que no se lo dijo a nadie.
    Cuando salí fui directo al edificio principal para hablar con el hombre que aún no dijo su nombre.
    Lo encontré en uno de los cuartos del edificio principal, se encontraba hablando con un soldado, al menos por lo que pude ver atreves de la cerradura. Decidí no seguir mirando adentro y golpeé la puerta tres veces, de adentro el anciano dijo pasa Trent, no sé cómo supo que era yo ya que la puerta estaba cerrada, pero decidí abrirla, del otro lado estaba el anciano sentado en un pequeño trono, y de espaldas a mi estaba Letarnus que miraba de frente al anciano, cuando entre los dos me miraron y Letarnus dijo:
    -saludos viejo amigo, pasa, pasa. -entre y continuo- bueno, como ya sabes yo soy parte de una de las alianzas más pequeñas pero más fuertes, ¿no?
    -sí, pero ¿a qué va esto?
    -ejm, después de haber hablado un buen rato -dijo el anciano- decidimos que aunque aún no te conocemos mucho y tú tampoco a nosotros, decidimos contarte algunos secretos que casi nadie sabe. Pero antes de eso tenemos que confiar en ti completamente, ya que eres el código ‘‘191834’’, igual tranquilo que no te diremos el significado tan pronto.
    -queremos que para comprobar si de verdad estas del lado del bien -continuo Letarnus- vayas a atacar una aldea romana pequeña con una tropa de alrededor de 20 guerreros de hacha, y si los manejas correctamente te diremos uno de los secretos.
    -bueno, pero eso es demasiado fácil.
    -si pero Letarnus no te dijo que deberán ir sin caballo, por lo que irán a pie. Y que solo tus guerreros llevaran armadura y arma, pero no la armadura y arma común de un guerrero de hacha, utilizaran espadas de hierro pero desafiladas, y las armaduras serán las ligeras de un explorador, por lo que no estarán muy protegidos.
    -además estos soldados son jóvenes como tú de entre quince a veinte años de edad, pero tranquilo, no son tan fáciles de derrotar como piensas. -agrego Letarnus-.
    -hmm creo que hubiese sido mejor haberme quedado callado -dije con una pequeña sonrisa-.
    -bueno que esperas joven, las tropas te esperan en la entrada principal, la aldea a atacar será la numero 46982, la cual se nombró Alagrecia, espero que puedas vencer en la batalla. Te quiero de nuevo aquí con la cabeza de su general en menos de tres horas.
    -suerte, -agrego Letarnus- la necesitaras.

  3. #13

    Por Defecto

    sepan disculparme, ¿me eh tardado mucho? supongo que si...

    CAPITULO DOCE:
    Salí del edificio principal y me dirigí a paso ligero hacia la entrada principal, allí me esperaban exactamente 19 guerreros de hacha vestidos tal como el anciano y Letarnus habían dicho. Mire detalladamente a cada uno de los soldados, algunos eran robustos de brazos y otros eran tan flacos que parecían galos hambrientos, pero en su mayoría eran todos confiados y fuertes. Algo que no note hasta que decidí dar la orden de arrancar era que entre la tropa había una mujer maso menos de mi edad, de cabello marrón largo sujetado por una cinta que hacia juego con sus ojos de un tono grisáceo cristalizado. La joven vestía con la misma armadura que todos los soldados que tenía en mi poder pero obviamente con una armadura creada especialmente para mujeres, llevaba su espada en el cinto, dentro de una funda de cuero al igual que muchos. La mire de pies a cabeza detalladamente y al parecer ella y todo mi equipo se dio cuenta de que la miraba inmóvil, algunos empezaron a bromear pero la chica siguió caminando.
    Luego de casi una hora de viaje llegamos a la aldea, la cual al parecer ya había sido atacada, ya que su muralla estaba destrozada y en el suelo había bloques de piedra destrozados. La gente de la aldea estaba trabajando en una nueva muralla, y algo muy notable era que no había tropas en el pueblo, di la orden de avanzar pero la chica grito:
    -¡alto! Escuchen el suelo.
    Como nadie se movió fui yo quien se agacho, y por lo que escuche debajo de nosotros habían soldados.
    -¿escuchas las armaduras chocar?, nos estaban esperando, no avancen o el suelo se caerá y todos moriremos por las armas de nuestros enemigos. -comento la joven-.
    Dividámonos en dos grupos, uno comandado por mí y otro por vos -dije señalando a el que parecía más musculoso-. El primero, el mío, rodeara la aldea por la izquierda y el otro por la derecha, el primero dará media vuelta y el segundo un cuarto de vuelta, de este modo evitaremos la trampa y asaltaremos sorpresivamente.
    Mi grupo lo componían yo, la mujer y cuatro de los más fuertes, y en el otro el resto.
    La aldea era pequeña así que la rodeamos rápido. Una vez que dimos el primer paso adentro de las casas salieron en total ciento veinte legionarios que nos rodearon con sus escudos y nos empujaron hasta el centro de la aldea, uno de mis soldados se atrevió a pegarle en la cara con la espada a uno de los que sostenían los escudos, el hombre quedo con una gran marca en la cara y soltó sus armas para cubrírsela, el mismo joven que le pego junto la espada del legionario y se la clavó en la espalda y al instante murió. En ese momento los veinte hicimos algo parecido pero al menos todos pudimos quedar bien equipados, cuando matamos al menos veinte y no perdimos a ninguno me empecé a preguntar quién sería su general o donde se encontraba este. Otra cosa que me sorprendió era que nuestros enemigos eran muchos pero morían rápido y fue entonces cuando me di cuenta de que se estaban sacrificando sus vidas solo para empujarnos hasta la trampa, así que grite.
    -¡soldados empujen que nos están acercando a la trampa!
    Entonces entre los veinte empujamos pero ya era tarde y caímos en la trampa. Caímos a un pozo pero abajo no habían soldados si no que solo habían esclavos romanos, galos y germanos encerrados. Apenas caímos cerraron la puerta-suelo. Dentro del subsuelo formamos un circulo para defendernos, ya que las armas las habíamos tirado arriba al caer excepto por la joven que se había agarrado dos espadas. Nos rodearon los esclavos y nos miraron con sus caras hambrientas, pero no nos atacaron, si no que el más anciano dio un paso adelante y dijo:
    -saludos, bienvenidos a donde morirán de hambre dentro de unos días, si quieren salir la salida está por… -señalo el techo y continuo- el techo, creo que no hay otra salida.
    -ah ehmm. Gracias, que calurosa bienvenida pero de enserió queremos salir de aquí.
    -bueno ya eh dicho cuál es la única salida, pero tranquilos pues se van a entretener utilizando sus últimos días de vida en crear armamento para las tropas romanas -río con cara de loco y continuo con lo suyo-.
    Desconfiado mire a mis tropas y dije:
    -mátenlos.
    Más o menos habían unos setenta esclavos en mal estado que por lo visto no serían difíciles de matar, pero cuando matamos a ocho los demás empezaron a decir palabras que ninguno de nosotros entendía, pero que al parecer significaban algo porque la tierra se empezó a mover y de allí salieron rocas y piedras que volaron hacia nosotros, por suerte pudimos esquivar la mayoría pero algunas piedras impactaron y dos de mis hombre cayeron al suelo inconscientes, mire de reojo a la única mujer de mi lado y vi que dos grandes rocas volaban hacia ella pero no se había dado cuenta ya que estaba muy ocupa matando. Corrí con todas mis fuerzas hacia ella y la empuje para que las rocas no la lastimaran pero por desgracia las rocas impactaron contra mis piernas y perdí la fuerza en estas. Pero aún podía moverme, así que agarre un cuchillo que encontré arrastrándome en el suelo y los arroje a la frente de uno de los esclavos, este se lo quito y al instante murió. Agarre una piedra y la tire hacia la boca de uno de los enemigos y cuando este dejo de hablar la roca que estaba levantando se le cayó en la cabeza y murió, agarre más piedras y las tire, la mayoría acertó pero no fue como la veces anteriores ya que muchos continuaron de pie. Mire a mis tropas y vi que se habían dispersado pero seguían matando velozmente, busque con la vista a la joven pero no la encontré, así que me volteé y vi que ella estaba detrás mío matando a cualquiera que se acercara a mí, eso me saco una sonrisa pero decidí no distraerme más y seguir tirando las piedra que encontraba.

  4. #14

    Por Defecto

    Bien men, te leere.
    Los invito a leer y comentar las historias que ando escribiendo
    Historia sin titulo (llevo 19 caps)
    Las Reliquias Perdias(llevo 2 caps)
    CLX: Enki

  5. #15

    Por Defecto

    pronto lo continuare

Reglas de Posteo

  • Usted no puede publicar nuevos hilos
  • Usted no puede publicar respuestas
  • Usted no puede publicar archivos adjuntos
  • Usted no puede editar sus posts
  •